Noticias SAPEC

ENTREVISTA A LA COORDINADORA DEL ÁREA DE PROTECCIÓN VEGETAL SOSTENIBLE DE IFAPA

Berta de los Santos: "En IFAPA tenemos un contacto permanente con el sector productivo y un compromiso con la formación y transferencia de los resultados de  investigación”




Berta de los Santos comenzó su andadura en el Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (IFAPA) en 1989. Doctora en Biología por la Universidad de Sevilla y con una tesis Doctoral sobre epidemiología y control de antracnosis en fresa, en la actualidad es investigadora del Área de Protección Vegetal Sostenible de este centro.
 
En esta entrevista destaca cómo ha colaborado en distintos proyectos en los que se analizan alternativas al uso de productos químicos en la agricultura y uso racional e integrado de los mismos. Además detalla los actuales proyectos y resultados de su área como son los logros en el monitoreo masivo de plagas y enemigos naturales mediante visión artificial y modelos ecológicos para la toma de decisiones de tratamientos fitosanitarios. O la creación de una App con una colección de imágenes de las principales plagas y virus de cultivos hortícolas en invernadero para su identificación visual.
 
 
-¿Hacia dónde van encaminadas las últimas investigaciones en materia de protección vegetal sostenible en IFAPA?

En esta área se recogen todas aquellas iniciativas de investigación, transferencia de tecnología y formación que tienen como objetivo la mejora de la Sanidad Vegetal a través del desarrollo de técnicas y estrategias de manejo integrado, con la finalidad de proteger a los cultivos de las enfermedades y plagas que les afectan, reduciendo los perjuicios económicos y medioambientales que ocasionan, mediante el uso de métodos biológicos, físicos, culturales y químicos de bajo riesgo.

La actividad del área se estructura en tres grandes temáticas; 1-fitopatología vegetal sostenible (etiología, detección y epidemiología de enfermedades y plagas),  2.-control biológico y  control integrado, y 3.- gestión de la flora espontánea. Se estudia la problemática fitosanitaria de cultivos de alto interés para Andalucía como: olivo, vid, almendro, cítricos, sub-tropicales, cultivos hortícolas intensivos, cereales o frutos rojos, entre otros.
Nuestras líneas de investigación se encaminan a promover la sostenibilidad de los cultivos, manteniendo la calidad y los rendimientos. Pretendemos cumplir los siguientes retos: mejora de la gestión y uso de suelos de interés agrario; valoración de subproductos y residuos agroalimentarios y forestales para su reutilización; agricultura sostenible y cambio climático; protección de la biodiversidad; uso intensivo de las TICs en los procesos de I+D+F+i; y gestión y promoción del talento.

Entre las líneas de investigación:  promover la salud del suelo y el manejo sostenible de plagas, enfermedades, malas hierbas y flora espontánea;  generar conocimiento sobre las relaciones bióticas en ecosistemas agrícolas; así como desarrollar sistemas de gestión integrada de plagas, enfermedades y malas hierbas (con especial énfasis en estudios de biología y control de enfermedades y plagas emergentes, y malas hierbas invasoras).

También, el desarrollo de estrategias de gestión de hábitat para el control de plagas (control biológico por conservación) y enfermedades; estimación de la biodiversidad edáfica y de sus funciones en el agroecosistema;  estudios de biodiversidad funcional, relaciones intragremiales y procesos ecológicos en sistemas productivos, y los servicios ecositémicos que esta proveé (control biológico, polinización, ciclo de materia…) como base para abordar la sostenibilidad de los sistemas productivos; y estudios de diversidad genética mediante marcadores moleculares, entre otras.

-¿A cuántas personas coordina en este área y cuál es su misión u objetivos y labores como coordinadora?

Contamos con 9 investigadores y 5 técnicos especialistas de plantilla, así como con becarios y personal contratado que trabajan en las tres disciplinas que engloba la protección de cultivos: malherbología, entomología y patología vegetal (hongos, virus, nematodos), localizados en los Centros IFAPA de Almería, Jeréz, Córdoba, Málaga y Sevilla, todos ellos en enclaves cercanos a los distintos sectores productivos.

Fundamentalmente, considero que mi labor es de apoyo a los técnicos e investigadores que forman este área, y servir de puente de unión entre ellos y las personas que realizan la gestión administrativa en nuestros Sevicios Centrales. Una de mis obligaciones es conocer qué se hace, cómo se hace y qué dificultades y/o necesidades tienen las personas que conforman este área.

-¿Imagino que coordinar este área llevará una gran responsabilidad, cómo lleva esta tarea y cómo afronta su día a día con ella?
 
Lo he incorporado como una parte más de mi día a día, e intento compaginarlo con mi trabajo habitual, aunque supone dedicar tiempo, para poder cumplir con todas las tareas: supervisar proyectos y convenios, atender demandas personales e institucionales, acudir a reuniones, resolver dudas y solicitudes varias...Y, por supuesto, mantener mis labores como investigadora, y acudir a Jornadas e impartir clases en distintos cursos.
 
-¿Qué destacaría o qué hace diferente la investigación “made in IFAPA” al resto de centros investigadores nacionales?
 
Por una parte la participación y liderazgo en proyectos de investigación y transferencia, con distintas fuentes de financiación; y por otra el contacto permanente con el sector productivo, que se traduce en la firma de convenios con empresas del sector agroalimentario, dando respuesta a las inquietudes de productores y técnicos.
 
También damos respuesta a distintas demandas de tipo institucional. Todo ello junto con la distribución espacial de la red de centros IFAPA en toda Andalucía, nos facilita un conocimiento detallado de la realidad de los sectores agrarios andaluces. IFAPA cuenta con una red de fincas experimentales, como la finca El Cebollar (Moguer, Huelva) dedicada al cultivo de frutos rojos, y con invernaderos, campos de ensayos, laboratorios, en sus distintas sedes.
 
Además, nuestro compromiso de formación y transferencia de resultados de investigación, a través de cursos y jornadas propios, y de actuaciones como la Semana de la Ciencia, el Café con Ciencia o La Mujer y la Niña en la Ciencia nos permite dar a conocer nuestros logros en investigación a la sociedad andaluza.
 
¿Cuáles son los mayores avances que está logrando IFAPA en la investigación de protección vegetal sostenible?
 
El desarrollo de herramientas moleculares para la detección e identificación de organismos patógenos, el desarrollo de técnicas y estrategias de control integrado, la incorporación de nuevas técnicas de desinfestación de suelos, los estudios de biodiversidad y control biológico por conservación, el alto nivel de transferencia e implicación en formación, y la incorporación de equipos multidisciplinares.
 
En los últimos años algunos de los logros han sido la consecución del control biológico de Tomato leaf curl New Delhi virus en calabacín utilizando el predador Amblyseius swirskii, permitiendo un control sostenible contra este temido virus transmitido por la mosca blanca. Y el desarrollo de nuevas tecnologías basadas en monitoreo masivo de plagas y enemigos naturales mediante visión artificial y modelos ecológicos para la toma de decisión de tratamientos fitosanitarios
 
También investigación sobre la planta arvense Oxalis corniculata como reservorio de ácaros depredadores, y su empleo como cubierta vegetal para el control del ácaro del aguacate, con posible extensión para el control biológico de ácaros plaga en hortícolas y fresa. Se ha evidenciado y cuantificado la importancia relativa de los parasitoides autóctonos en el control de la avispilla del castaño y se ha constatado la implantación del parasitoide exótico Torymus sinensis.
 
 Se ha desarrollado la técnica de desinfestación de suelo mediante biosolarización, en fresa, y cuando se aplica de forma sucesiva, incluso a dosis reducida, llega a ser tan eficaz como el tratamiento estándar 1,3-Dicloropropeno:cloropicrina, en el control de Fusarium spp. y Macrophomina phaseolina, con rendimientos de cultivo similares.
 
También manejo del riego para el control de verticilosis en olivo; avance en la evaluación y puesta a punto de tratamientos herbicidas en leguminosas; avances en cultivo de habas con tratamientos de pre y postemergencia e identificación y descripción de los mecanismos que confieren resistencia a Meloidogyne incognita en calabacín (Cucurbita pepo).
 
Además, de la obtención de una herramientas molecular basada en PCR cuantitativa en tiempo real (qPCR) para la detección y cuantificación de Fusarium solani en plantas de fresa y suelos de cultivo que permitirá la detección preventiva del hongo en plantas de vivero y hacer predicciones de riesgo en suelos antes de la plantación.
 
También, la restauración ecológica en el entorno de invernaderos, que nos ha permitido conocer cómo están usando las principales plagas de los cultivos hortícolas, y sus enemigos naturales, las plantas arbustivas autóctonas, conocimiento  esencial para un buen diseño del manejo del hábitat en el entorno de los cultivos, mejorando la biodiversidad de otros insectos beneficiosos como polinizadores o grandes depredadores bioindicadores del hábitat.

La restauración ecológica en el entorno de los invernaderos ya tiene varios cauces de aplicación administrativa: a) primeras ayudas agro-ambientales en invernadero, destinadas a cuatro tipos de actuaciones: reservorio o setos exteriores, que sirvan de refugio para la fauna auxiliar; el uso de la rafia biodegradable para que luego sea más fácil compostar los restos vegetales; el uso de compost de origen vegetal; y el abonado en verde, usando restos vegetales triturados en la propia explotación (BOJA) del 11 de abril de 2017; b) Ordenanza de invernaderos y su entorno. Área de Agricultura y Medio Ambiente. Publicada en el B.O.P. de Almería nº 148, el 3 de agosto de 2017.
 
Recientemente se ha desarrollado una app que contiene una colección de imágenes de las principales plagas y sus enemigos naturales, así como de los principales virus, de los cultivos hortícolas en invernadero. Se trata de una guía ilustrada con 257 fotografías, que permite de forma práctica y rápida, la identificación visual en campo.
 
¿Cuáles son los mayores retos que afronta su área de investigación?
 
Fundamentalmente, mantener e incrementar la capacidad de dar soluciones viables a la aparición de enfermedades y plagas emergentes, así como de malas hierbas invasoras, que pueden afectar a cultivos de interés, mediante estudios de biología y control, en un escenario de reducción de fitosanitarios. Incrementar el desarrollo y uso de TICs aplicadas a la protección vegetal. Regular el marco en el que se desarrollan las relaciones institucionales (consultas, asesoramiento…) y el apoyo a otras instituciones, ya que IFAPA es, actualmente, el reservorio del conocimiento técnico al que acuden distintos organismos.
 
¿Cómo ve la agricultura  y el sector agrícola dentro de 15 años?
 
Una agricultura más sostenible, con altos estándares de calidad, más diversificada, con la incorporación de nuevos cultivos, y en la que las TICs tendrán un papel importante.
 
-La restricción de materias activas en productos fitosanitarios..., bajo su punto de vista ¿Cómo terminaría esta frase? 

Nos obliga a un mayor esfuerzo en la investigación de métodos alternativos de control,  lo que implica incrementar el conocimiento de los mecanismos que afectan las interacciones entre planta / plaga o enfermedad, y los organismos beneficiosos en el agroecosistema.
 
 



BUSCADOR

GENERAL
NOTICIAS Y WEBTECA
PUNTOS SAPEC
  • Sapec Gama Covinex
  • Sapec Cruz Roja
  • Sapec Suporter
  • Sapec Aikido